¿Qué colocas sobre tu piel?

¡Increíble cómo ya estamos en septiembre! Y como todos los meses, te traigo un nuevo tema para apoyar tu salud. Esta vez está relacionado con el órgano más grande de nuestro cuerpo: la piel. En un adulto, la piel ocupa aproximadamente dos metros cuadrados y pesa alrededor de nueve libras. ¡Fiuf! diría mi hija pequeña. Eso es un montón y, sin embargo, no le ponemos tanta atención. Para muchas, incluso, resultará una sorpresa descubrir que es un órgano del cuerpo… Nos protege de nuestro medio ambiente, nos ayuda a regular nuestra temperatura corporal, y permite las sensaciones de tacto, frío y calor. 

A ver, haz un inventario rápido de cuántos productos utilizaste para arreglarte hoy por la mañana. La rutina más sencilla incluye la pasta de dientes y el jabón de manos, y luego el jabón, el shampoo y acondicionador con que te bañaste, a eso podrías agregarle alguna mascarilla o tratamiento para el cabello y tu piel, pero continuemos con lo esencial. Al salir, agregas una crema hidratante para el cutis y para el resto del cuerpo. Luego te agregas un poco de color en las mejillas, pestañas y labios, nada extraordinario ni elaborado. Para el cabello, puedes usar una crema para peinar, espuma o spray para acentuar tu peinado. Por último, te agregas alguna fragancia, antes de dar por terminada tu rutina. Solo allí en una hora, más o menos, utilizaste al menos 11 diferentes productos, y de nuevo, esa es la rutina más básica pero puedes incluir una crema especial para los ojos, bloqueador solar (si no está incluido en tu crema hidratante), la base del maquillaje, algún corrector, las sombras de ojos, el delineador, etc. Haz tú la suma. ¿Cuántos productos utilizas tú en la hora que te toma arreglarte para salir de la casa? 

Ahora, solo como ejercicio, dale la vuelta a alguno de esos productos y mira la lista de ingredientes. ¿Cuántos ves? 😲un montón, y la mayoría son prácticamente impronunciables además que no sabes de dónde provienen. Nuestra piel necesita el mismo cuidado que el resto de nuestros órganos, no solo si se siente suave al tacto o si tiene más o menos arrugas, sino si está realmente sana. Como recordarás de tus clases de biología, la piel tiene poros por donde se elimina el sudor, pero así como deja salir también deja entrar las sustancias que colocamos sobre ella. Es por eso que es tan importante seleccionar cuidadosamente lo que utilizas en tu rutina de limpieza y cuidado personal cada día, tan importante como lo que comes. Así como queremos que nuestra alimentación esté libre de ingredientes procesados, nuestros productos de limpieza y cuidado personal también deben tener ingredientes lo más naturales posible. 

¿Qué efectos pueden tener estos químicos en tu cuerpo? La lista es larga, pero en general, pueden ocasionar cáncer, alergias, irritaciones de la piel y el cuero cabelludo, daño y pérdida del cabello, y algunos problemas respiratorios porque algunos se encuentran en forma de polvo que no solo absorbes por tu piel sino también los aspiras.

Lastimosamente la industria cosmética está mucho menos regulada que la de los alimentos, por lo que pueden utilizar cualquier ingrediente, probado o no. Imagínate que en los alimentos que están disponibles en el supermercado aún tenemos una gran cantidad de productos dañinos que no debieron llegar nunca al consumidor, no digamos en la relacionada con los productos de limpieza y cuidado personal.

Puedes seguir viéndote espectacular sin poner en riesgo tu salud. ¿Qué debes hacer? Infórmate, conoce y toma decisiones inteligentes. Debes estar atenta a algunas aseveraciones como “suave” y “natural”, pueden ser solamente un truco de mercadeo. Siempre lee detenidamente la lista de ingredientes, independientemente de lo que dice en el resto de la etiqueta o envase. Poco a poco irás identificando las marcas que son más limpias, aunque igualmente debes revisar los ingredientes de vez en cuando, en caso cambien la formulación.

La lista de ingredientes utilizados es increíblemente larga, que sería una gran pérdida de mi tiempo y el tuyo listarte cada uno de los que deberías evitar. Solo la palabra fragancia en la lista de ingredientes puede incluir cientos de químicos. A continuación te doy un listado de los que, según el Grupo de Trabajo Ambiental (Environment Working Group – EWG, por sus siglas en inglés) recomienda evites al máximo. Te agrego en itálicas los nombres en inglés para tu referencia.

Photo by Jamie Street on Unsplash
  • Para tu cuerpo y dientes
    • Triclocarbano (barras de jabón) –Triclocarban
    • Triclosán (jabón líquido, gel desinfectante y pasta de dientes) –Triclosan
  • Para humectación y labios
    • Palmitato de retinil o retinol en productos para la piel, para uso durante el día -Retinyl palmitate o retinol
    • Fragancia -Fragance
  • Para tus uñas
    • Formaldehido o formalin en los esmaltes, endurecedores y otros productos para las uñas –Formaldehyde o formalin
    • Tolueno -Toluene
    • Ftalato dibutil (DBP) -Dibutyl phthalate
    • Si estás embarazada, evita los esmaltes
  • Para tu cabello
    • Fragrancia -Fragance
    • PEG, ceteareth and polietileno – PEG, ceteareth y polyethylene
    • Parabenos: propil, isopropil, butil, isobutil -Parabenes: propyl, isopropyl, butyl, isobutyl
    • DMDM hidantoina – DMDM hydantoin
  • Para protección solar: existen muy pocas opciones de productos que brinden protección adecuada contra el sol y que además estén libres de ingredientes dañinos.
    • Evita SPF arriba de 50 (aquí más no es mejor necesariamente, aunque así nos lo hayan vendido), mejor utiliza SPF 30 para sol intenso
    • Palmitato de retinil o retinol
    • Sprays en aerosol
    • Oxibenzona -Oxybenzone
    • Repelente de insectos
    • Prefiere zinc como ingrediente activo, en su defecto escoge Avobenzona (Avobenzone) al 3%
  • Para los bebés y niños pequeños: trata de utilizar la menor cantidad de productos, realmente no necesitan tantos
    • Ácido bórico en la crema para el área del pañal -Boric acid
    • 2-bromo-2-nitropropano-1,3-diol en las toallitas húmedas -2-bromo-2-nitropropane-1,3-diol
  • Otros ingredientes a evitar
    • Urea de diazolidinil -Diazolidinyl urea
    • Urea de imidazolidinil -Imidazolidinyl urea

El EWG también pone a tu disposición una página web (https://www.ewg.org/skindeep/) donde podrás buscar los productos, ingredientes o marcas que utilizas, y te indica cuál es su clasificación (1 o verde, la más segura, y 3 o rojo, la de mayor peligro), y una clasificación de la disponibilidad de datos, que incluye la cantidad de datos sobre seguridad de los ingredientes en su base de datos, y el número de estudios disponibles en la literatura científica pública.

No necesitas deshacerte inmediatamente de todos tus productos porque sería costoso reemplazarlos todos a la vez. Deshazte de los que te queda muy poco y que tenías que reponer de todos modos, y de ahora en adelante compra con esta información en mente. Algunos de estos productos más seguros pueden ser un poco más caros, pero existen otros donde la diferencia de precio no es significativa. La clave esté en investigar y comprar, al inicio para encontrar las marcas de tu preferencia.

La otra opción es buscar productos artesanales, siempre y cuando conozcas en realidad cuáles son los ingredientes, o hacerlos tú misma. En el próximo post te daré algunas recetas por si te animas o probar.

¡Hasta la próxima! Un abrazo,

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s